La loncha perfecta de Jamón

En Peña Ibérica, muchas veces hemos hablado del arte que hay en cortar jamón. Disfrutar de todo lo que nos ofrece unas finas lonchas de jamón ibérico de bellota es tan simple como sentarse y disfrutarlas. Sin embargo, no a todos se les da bien cortar jamón. Por ello, en este artículo te aportaremos una serie de trucos para poder obtener la loncha perfecta de jamón.

Cómo se corta un Jamón Ibérico

Comenzaremos partiendo de la base, en la cual dispondremos de un soporte jamonero donde colocaremos correctamente la pieza y un kit de cuchillos bien afilados. Una vez tengamos todo listo, la clave será la repetición de la técnica numerosas veces. Dependiendo de como se haga el corte, la loncha adoptará un sabor u otro. Por ello, la cantidad de formas y de sabores que podemos obtener son casi infinitas.

Previamente, antes de proceder al corte del jamón, tenemos de desenvolverlo con cuidado y dejarlo al aire en un lugar lo mas fresco y seco posible, lejos del contacto con la luz directa. Colocamos la pata de jamón en el jamonero con la pata para arriba para facilitar el corte y la manipulación. Una vez listo, continuamos con los siguientes pasos:

  1. Comenzamos a cortar la maza. Es la parte que se queda visible y disponible en el corte. Además, también tendremos visibilidad del codillo, ubicado debajo de la pezuña.
  2. Sujetamos con fuerza el jamón para poder proceder con el corte, comprobando que el jamonero no se mueve bajo ninguna circunstancia. Un aspecto importante es colocarlo a una altura óptima, para poder realizar las incisiones de forma cómoda y evitar posibles accidentes.
  3. Perfilamos la caña y marcamos un corte perpendicular a la pata cerca del corvejó, que no es más que un hueso que tiende a sobresalir de la caña.
  4. Con un corte en forma de cuña llegaremos hasta el hueso. Con ello, el corte del jamón será más simple cuando llegue el momento de cortarlo por la contramaza.
  5. Seguimos con la limpieza y eliminación de la corteza y de la grasa amarilla. Esta parte dependerá de cada uno. Por ello, recomendamos ir eliminando la corteza mientras cortamos el jamón, evitando que se pueda secar.
  6. ¿Preparados para cortar las lonchas? Colocamos el cuchillo lo más horizontal que nos sea posible y lo deslizamos por la pata en un movimiento de zig zag, intentando conseguir obtener una loncha delgada, aproximadamente del grosor de una hoja de papel. En cuanto a la dirección del corte, esta será siempre marcada por el eje del propio jamon.

Claves para cortar un Jamón

Una vez vistos los pasos necesarios para cortar un jamón, quizas te preguntes la complejidad del proceso, sobre todo si es la primera vez en llevarlo a cabo. Es aquí donde os mostramos los consejos mencionados al inicio del artículo.

Tener claras las partes del Jamón Ibérico

Es importante que tengamos claro este aspecto para saber cómo colocar el jamón en el jamonero, así como saber por dónde empezar a cortar el jamón y cómo cortar cada una de las piezas.

Sujetar muy bien la pieza de Jamón

Para poder realizar los cortes con total seguridad y confianza, la pieza de jamón debe de estar colocada en perfectas condiciones. Si se mueve o se resbala por alguna razón, las probabilidades de que ocurra un accidente se multiplican.

Afilar bien los cuchillos

Los cuchillos que vayamos a utilizar durante este procedimiento tienen que estar bien afilados. Así los cortes de las lonchas de jamón se realizarán con suavidad.

Tener mucho cuidado con las manos

Tenemos que tener mucho cuidado y precaución con las manos.

Una buena idea es utilizar unos guantes para dejar las lonchas de jamón en el plato. De ese modo evitaremos el contacto de nuestras manos con el cuchillo.

Errores que se cometen al cortar un jamón ibérico

Utilizar cuchillos inadecuados para el jamón

Es crucial utilizar un cuchillo jamonero de calidad, con la hoja precisa. Además, es muy recomendable que sea alveolado para que las finas lonchas se despeguen con facilidad de la hoja.

Empezar a cortar el jamón por el lado equivocado

La respuesta es a esta pregunta que nos hacemos continuamenete es: que no hay una forma correcta de cortar el jamón. Depende de lo que estemos buscando y del tiempo que tardemos en terminarlo.

Si lo vamos a terminar en pocas semanas, os recomendamos comenzar por la maza, ya que es la parte más sabrosa. Por el contrario, si vamos a tardar en consumirlo, comenzad el jamón por la babilla para evitar que se reseque, perdiendo el sabor y los aromas de la maza.

Usar un jamonero de poca calidad

Un jamonero estable es fundamental para realizar un corte con control y seguro. Existen diferentes modelos, pero donde debemos prestar atención es en la seguridad y el agarre que nos aporta.

Quitarle la grasa blanca al jamón

Quitar la grasa blanca del jamón es un error que repercute en la calidad de las lonchas y en las propiedades saludables que aporta el jamón. Solo debemos quitar la grasa amarillenta porque es una grasa rancia que no se puede comer.

Con esto, podemos dar por terminado el artículo. Si os ha servido de ayuda, podéis consultar otros artículos relacionados y acceder a nuestra tienda online donde disponemos de una gran selección de productos ibéricos al mejor precio

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad