¿Cuánto tiempo tiene que estar el jamón congelado para la toxoplasmosis?

¿El jabón mata la toxoplasmosis?

Es un parásito que se encuentra en la carne cruda y poco cocinada; en las frutas y verduras sin lavar; en el agua contaminada; en el polvo; en la tierra; en las cajas de arena sucias de los gatos; y en los lugares al aire libre donde se encuentran las heces de los gatos. Puede causar una enfermedad llamada toxoplasmosis que puede ser especialmente perjudicial para usted y su bebé por nacer.

Los síntomas suelen ser: inflamación de los ganglios, fiebre, dolor de cabeza, dolor muscular o rigidez de cuello. La toxoplasmosis puede ser difícil de detectar. Algunas mujeres infectadas por el parásito pueden no presentar síntomas perceptibles, por lo que una mujer embarazada puede exponer fácilmente a su feto a la toxoplasmosis sin ni siquiera ser consciente de que está enferma. Por eso es muy importante la prevención de la toxoplasmosis. Si experimenta alguno de los síntomas anteriores, acuda a su médico o profesional sanitario inmediatamente.

En los bebés, la T. gondii puede causar pérdida de audición, discapacidad intelectual y ceguera. Algunos niños pueden desarrollar problemas cerebrales u oculares años después del nacimiento. Los niños que nacen infectados por T. gondii también pueden requerir años de cuidados especiales, como educación especial y atención oftalmológica. La identificación y el tratamiento tempranos de los niños infectados por T. gondii son esenciales para minimizar los efectos del parásito.

La congelación de la carne elimina la toxoplasmosis

¿Te gusta el jamón pero no sabes si puedes comerlo durante el embarazo? La cuestión de que las mujeres embarazadas coman jamón es algo que preocupa a nuestra sociedad. Sin embargo, es importante que conozcas las pautas y respuestas necesarias con respecto a esta cuestión.

Durante muchos años los ginecólogos han restringido el consumo de jamón durante este periodo. Al igual que otras carnes y embutidos, el jamón puede contener una enfermedad causada por el toxoplasma gondii: la toxoplasmosis. Esta enfermedad puede pasar desapercibida y ser asintomática para muchos adultos. Sin embargo, puede constituir un verdadero peligro para el feto.

El parásito causante de la infección puede destruirse sometiendo los alimentos a diferentes temperaturas y métodos de almacenamiento. El peligro de contraer la enfermedad surge cuando se comen estos alimentos crudos o cuando los embutidos han sido mal curados. Por ello, para consumir jamón ibérico hay que comprar uno de alta calidad y bien curado producido por una marca de confianza.

En cuanto a los métodos de conservación, te aconsejamos que congeles el producto por debajo de -20ºC durante un par de días. Tienes que asegurarte de que tu congelador puede alcanzar esta temperatura. También te aconsejamos que lo sometas a temperaturas de cocción extremas. De hecho, el parásito puede ser destruido a 72ºC.

¿El desinfectante de manos elimina la toxoplasmosis?

La toxoplasmosis es una enfermedad parasitaria que las personas contraen básicamente por el consumo de carne mal cocinada o manipulada, como la carne curada, así como por el consumo de agua y productos vegetarianos contaminados por excrementos de gatos y otros felinos.  La patología resultante en mujeres embarazadas o personas inmunodeprimidas es importante.  Se estima que el 30% de la población mundial está infectada por el parásito T. gondii.

La investigación se ha realizado sobre 475 muestras de comercio de jamón, tanto en lonchas como en dados. Este nuevo método consiste en la captura del ADN del parásito mediante partículas magnéticas funcionalizadas con secuencias específicas del ADN del parásito y la cuantificación del ADN mediante una técnica de PCR cuantitativa (qPCR).

El investigador subrayó la seguridad de la metodología utilizada para definir la eficacia del proceso de curación. Asimismo, remarcó que el método proporcionará una mayor garantía para el jamón así manipulado. Fuentes afirmó que «el consumo de jamón está siendo cuestionado en algunos países como Estados Unidos. Sin embargo, si se certifica la ausencia de Toxoplasma, su compra podría aumentar».

La congelación mata la toxoplasmosis

El alimento estrella de la dieta mediterránea y en particular de la cocina española es el jamón serrano, y al igual que ocurre con otras carnes crudas o poco cocinadas, está permitido durante el embarazo en aquellas mujeres que hayan tenido previamente toxoplasmosis. Pero, ¿puede la mujer embarazada que no ha sido infectada por esta enfermedad consumir también jamón?

La mayoría de los infectados no padecen realmente la enfermedad, pero el parásito puede causar graves problemas en algunas personas, como las que tienen un sistema inmunitario (de defensa) debilitado y los bebés de madres que contrajeron la infección durante el embarazo. La enfermedad puede provocar lesiones en el cerebro, los ojos y otros órganos. Sin embargo, existe un tratamiento médico para estos casos.

En general, si una mujer no ha tenido toxoplasmosis antes de su embarazo, debe evitar comer carnes crudas o poco cocinadas por el riesgo de contraer esta enfermedad durante la gestación. Sin embargo, investigaciones más recientes han llegado a la conclusión de que éste no es el caso del jamón. De hecho, cuanto más curado esté el jamón, menor será el riesgo de contraer toxoplasmosis durante el embarazo. Según diversos estudios, el largo proceso de curación, la sal y otros factores hacen poco probable que el parásito causante de la toxoplasmosis pueda sobrevivir.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad