¿Cómo actuan las anfetaminas a nivel de la sinapsis?

La cocaína en el cerebro humano

Descargo de responsabilidad del contenido El contenido de este sitio web se proporciona únicamente con fines informativos. La información sobre una terapia, un servicio, un producto o un tratamiento no respalda en modo alguno dicha terapia, servicio, producto o tratamiento y no pretende sustituir el consejo de su médico u otro profesional sanitario registrado. La información y los materiales contenidos en este sitio web no pretenden constituir una guía completa sobre todos los aspectos de la terapia, el producto o el tratamiento descritos en el sitio web. Se insta a todos los usuarios a que busquen siempre el asesoramiento de un profesional de la salud registrado para obtener un diagnóstico y respuestas a sus preguntas médicas y para determinar si la terapia, el servicio, el producto o el tratamiento concretos descritos en el sitio web son adecuados en sus circunstancias. El Estado de Victoria y el Departamento de Salud no asumirán ninguna responsabilidad por la confianza que cualquier usuario deposite en los materiales contenidos en este sitio web.

¿Sobre qué receptores actúan las anfetaminas?

Las anfetaminas también pueden excitar las neuronas dopaminérgicas a través de las neuronas de glutamato. Las anfetaminas eliminarían así un efecto inhibidor debido a los receptores metabotrópicos de glutamato. Al liberar así este freno natural, las anfetaminas harían que las neuronas dopaminérgicas fueran más fácilmente excitables.

¿Cómo interactúan las anfetaminas con el cerebro?

Las anfetaminas hacen que el cerebro libere hormonas y otras sustancias químicas. Estos cambios incluyen: liberación de adrenalina y dopamina. aumento del ritmo cardíaco y de la presión arterial.

¿Cuál es el mecanismo de acción de las anfetaminas?

Mecanismo de acción

La anfetamina es un estimulante del sistema nervioso central (SNC) que funciona aumentando las cantidades de dopamina, norepinefrina y serotonina (en menor medida) en la hendidura sináptica a través de diversos mecanismos.

Neurociencia de 2 minutos: MDMA

Fig. 2. Corrientes postsinápticas excitatorias en una célula dopaminérgica del VTA (TH-positiva). Registros individuales de un experimento que muestran (de arriba a abajo) una EPSC típica registrada a -70 mV en presencia de 100 μm de picrotoxina (a), inhibición de la EPSC a -70 mV por 10 μm de DNQX (b), un nuevo componente lento de la EPSC en DNQX cuando la célula se mantiene a -20 mV (c), bloqueo de la EPSC lenta con 100 μm de APV (d), y recuperación de la EPSC rápida registrada a -70 mV al lavar los antagonistas del receptor de glutamato (e). Los psicoestimulantes aumentan los niveles de glutamato extracelular en el ATV medidos mediante microdiálisis in vivo (Kalivas y Duffy, 1995; Xue et al, 1996). Por lo tanto, primero probamos si la anfetamina tenía algún efecto sobre la transmisión sináptica glutamatérgica en el ATV. Sorprendentemente, encontramos que la anfetamina causaba una depresión sustancial de los EPSCs de glutamato (Fig. 3). Aplicaciones consecutivas de 10 μm de anfetamina provocaron una depresión de los EPSCs reproducible y reversible (Fig. 3A). El efecto de la anfetamina fue dependiente de la concentración; el umbral para la respuesta fue de 1 μm. En tres células probadas, la anfetamina de 0,1 μm no tuvo un efecto detectable en la amplitud de las EPSC. Se observó una fuerte depresión de la amplitud de la EPSC con 10 μm de anfetamina (30 ± 4%) (Fig.3B), y como esta respuesta estaba en la parte lineal de la curva dosis-respuesta (Fig. 3C), se utilizó 10 μm de anfetamina en los experimentos posteriores para probar los efectos de los antagonistas.

¿Cómo afectan las anfetaminas al comportamiento?

La administración aguda de anfetamina produce una amplia gama de cambios de comportamiento dependientes de la dosis, incluyendo un aumento de la excitación o vigilia, anorexia, hiperactividad, movimientos perseverativos y, en particular, un estado de afecto placentero, euforia y euforia, que puede conducir al abuso de la droga.

¿Cómo afectan las anfetaminas a la norepinefrina?

Tanto la anfetamina como la cocaína aumentan la norepinefrina (NE) mediante la estimulación de la liberación y la inhibición de la recaptación, respectivamente.

¿Qué hacen las anfetaminas en los receptores de dopamina?

La anfetamina (AMPH) ejerce sus efectos gratificantes y reforzantes mediante la elevación de la dopamina (DA) extracelular y la prolongación de la señalización de los receptores DA en el cuerpo estriado.

Neurociencia de 2 minutos: Anfetamina

La dopamina (DA, una contracción de 3,4-dihidroxifentilamina) es una molécula neuromoduladora que desempeña varias funciones importantes en las células. Es una sustancia química orgánica de las familias de las catecolaminas y las fenetilaminas. La dopamina constituye aproximadamente el 80% del contenido de catecolaminas en el cerebro. Es una amina que se sintetiza eliminando un grupo carboxilo de una molécula de su sustancia química precursora, la L-DOPA, que se sintetiza en el cerebro y los riñones. La dopamina también se sintetiza en las plantas y en la mayoría de los animales. En el cerebro, la dopamina funciona como un neurotransmisor, una sustancia química liberada por las neuronas (células nerviosas) para enviar señales a otras células nerviosas. Los neurotransmisores se sintetizan en regiones específicas del cerebro, pero afectan a muchas regiones de forma sistémica. El cerebro incluye varias vías distintas de dopamina, una de las cuales desempeña un papel importante en el componente motivacional del comportamiento motivado por la recompensa. La anticipación de la mayoría de los tipos de recompensas aumenta el nivel de dopamina en el cerebro,[4] y muchas drogas adictivas aumentan la liberación de dopamina o bloquean su recaptación en las neuronas tras la liberación[cita requerida] Otras vías cerebrales de la dopamina están implicadas en el control motor y en el control de la liberación de varias hormonas. Estas vías y grupos celulares forman un sistema dopaminérgico que es neuromodulador[cita requerida].

¿Dónde actúan las anfetaminas en el cerebro?

Demostraron que la anfetamina entra en las neuronas dopaminérgicas a través de proteínas de entrada específicas en la superficie celular. Una vez dentro de las células, el fármaco desencadena la internalización de un transportador de glutamato de la superficie celular, lo que potencia las acciones excitatorias de la anfetamina.

¿Qué hacen los transportadores de monoaminas?

Los transportadores de monoaminas (TMA) son estructuras proteicas que funcionan como transportadores integrales de la membrana plasmática para regular las concentraciones de neurotransmisores de monoaminas extracelulares.

¿Cómo metaboliza el cuerpo las anfetaminas?

Se sabe que la anfetamina es metabolizada por el hígado bajo la acción del CYP2D6. La vía metabólica de la anfetamina se define principalmente por la hidroxilación aromática, la hidroxilación alifática y la n-dealquilación.

La influencia de las drogas en los neurotransmisores – AP Psychology

ResumenLas anfetaminas elevan la dopamina extracelular, pero los mecanismos subyacentes siguen siendo inciertos. Aquí mostramos en roedores que la inhibición farmacológica aguda del transportador vesicular de monoaminas (VMAT) bloquea la locomoción y la autoadministración inducida por anfetaminas sin afectar a los comportamientos inducidos por la cocaína. Para estudiar el papel del VMAT en la mediación de la acción de la anfetamina en las neuronas dopaminérgicas, hemos utilizado nuevos enfoques genéticos, farmacológicos y ópticos en Drosophila melanogaster. En una preparación ex vivo de todo el cerebro, los reporteros fluorescentes de la carga vesicular y del pH vesicular revelan que la anfetamina redistribuye el contenido de las vesículas y disminuye el gradiente de pH vesicular responsable de la captación y retención de la dopamina. Esta desacidificación inducida por la anfetamina requiere la función de la VMAT y es el resultado de un antipuerto neto de H+ por parte de la VMAT fuera del lumen de la vesícula acoplado al transporte interno de anfetamina. La desacidificación de la vesícula inducida por la anfetamina también requiere un transportador de dopamina (DAT) funcional en la membrana plasmática. Así, encontramos que a concentraciones farmacológicamente relevantes, las anfetaminas deben ser transportadas activamente por el DAT y el VMAT en tándem para producir efectos psicoestimulantes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad