¿Cómo se conserva mejor el jamón serrano cortado?

Cómo conservar el jamón curado

Noviembre de 2010 «Mientras el hueso permanezca en el jamón, éste seguirá curándose y debe almacenarse en un lugar fresco y seco, ligeramente tapado (para que respire). Una vez retirado el hueso, el proceso de curación se detiene y la carne debe ser refrigerada. Se recomienda guardar el jamón deshuesado en un recipiente hermético en el frigorífico, para evitar que se reseque.

«Si compro un jamón serrano con hueso, ¿cuánto tiempo puede conservarse sin cortar? Es decir, si compro un jamón ahora, pero no quiero empezar a cortarlo en su soporte hasta la época de Navidad, ¿se puede conservar colgado durante unas semanas?»

Diciembre 2011 «Gracias por tu post, Fisher. Como el jamón con hueso está curado en seco, su jamón seguirá curándose, incluso después de recibirlo. Sólo tiene que asegurarse de desenvolverlo al recibirlo y guardarlo en un lugar fresco y seco, alejado de los insectos. Puede conservarse durante varias semanas».

«Estamos esperando la entrega en breve de un jamón ibérico deshuesado, ¡no puedo esperar! Estoy buscando la mejor opción para un almacenamiento a más largo plazo, es decir, unos meses. ¿Cuánto duran las piezas selladas al vacío en la nevera? ¿Es malo congelar las piezas selladas? También, ¿cuál sería el mejor enfoque para romperlo para un poco de almacenamiento y un montón de comer fresco? Muchas preguntas, pero no quiero desperdiciar nada. Gracias por su tiempo».

Cuánto dura el jamón serrano en lonchas

El jamón serrano se suele consumir durante un largo periodo de tiempo en pequeñas cantidades, como tentempié diario o para darse un capricho, por lo que un solo jamón puede durar muchos meses. Eso significa que, para aprovecharlo al máximo, hay que saber cómo conservar el jamón serrano para que cada loncha ofrezca todo su sabor y aroma.

En primer lugar, debe seguir cuidadosamente las instrucciones de corte, la más importante de las cuales es que sólo debe cortar el jamón que vaya a consumir inmediatamente. El jamón cortado es mucho más difícil de almacenar y conservar, así que si quiere saber cómo conservar su jamón serrano, ese es el primer paso que debe dar. Una vez que haya empezado a cortar su jamón, debe tratar la zona donde se hicieron los cortes de forma ligeramente diferente, y también hay cosas que puede hacer para conservar las lonchas sobrantes.

Un método eficaz es conservar la primera capa de piel y grasa que ha retirado para llegar a la carne del jamón español, y volver a colocarla sobre la zona de corte. Antes era popular impregnar la superficie expuesta con aceite y pimentón, pero aunque esto conserva el jamón, altera el sabor, el aroma y la textura, por lo que ahora es menos popular que antes. La propia grasa del jamón mantiene la carne y el sabor.

Qué hacer con las sobras de jamón serrano

Como todos los embutidos, el jamón ibérico tiene una fecha de caducidad mucho más larga de lo que cabría esperar. A la hora de aprovechar al máximo cada loncha de jamón ibérico o paleta ibérica, es fundamental crear el entorno adecuado. Durante el proceso de curación, el jamón se cuelga y se expone a la intemperie hasta 3 años. Durante este tiempo, un cóctel de bacterias, moho y hongos ayuda al proceso de curación y contribuye en gran medida a dar al jamón ibérico su sabor único. Al igual que un buen queso francés o una cerveza artesanal, los organismos son esenciales para que el jamón sea tan bueno.

El envasado al vacío es un proceso de conservación que elimina todo el aire del envase. De esta manera se corta todo contacto con el oxígeno, retrasando la descomposición de la carne y preservando todos los fantásticos aromas y texturas. De este modo, el jamón ibérico está exactamente como debe estar siempre que se coma directamente del paquete. Es como comer una loncha recién cortada. Lo mismo ocurre con los embutidos: Lomito, Lomo, Salchichón y Chorizo.

Jamón serrano Costco con soporte

Hay muchos aficionados al jamón en el mundo, ya sea gente que lo disfruta en ocasiones especiales o como parte de su dieta habitual. Independientemente de la frecuencia con la que se consuma el jamón, existen formas especiales de cuidarlo y de prepararlo para que se mantenga en perfecto estado con el paso del tiempo.

Cuando decidimos invertir en una buena pieza de jamón, debemos tener en cuenta que hay formas específicas de conservarlo adecuadamente. Expertos en la materia han compartido diferentes consejos y recomendaciones a la hora de consumir el jamón, así como la forma de conservarlo durante un tiempo determinado. Veamos algunas de sus sugerencias para aprovechar al máximo el jamón, alargando su vida útil y manteniendo su sabor y olor.

Según los expertos, las condiciones en las que debemos conservar el jamón son similares a las de la bodega de curación; es decir, un lugar fresco y seco. Los cambios de temperatura pueden alterar las características organolépticas del jamón, incluyendo su textura y olor, por lo que es importante evitar estos cambios. Se recomienda mantener el jamón a una temperatura de entre 10 y 15 grados centígrados. Además, hay que evitar colocar el jamón cerca de freidoras, hornos y otros aparatos de cocina que generen calor.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad